Tras conocerse a través de un informe técnico que el sistema informático del Tribunal Supremo Electoral (TSE) tiene debilidades y carece de la condiciones para las elecciones del 28 del febrero.

También se conoció que el encargado del sistema informático es Eduardo Geovanny Lozano Navarrete, amigo cercano del Magistrado Luis Guillermo Wellman Carpio, representante de ARENA en el ente colegiado.

Además, Lozano fue el jefe encargado del Proyecto de Construcción Hidroeléctrica El Chaparral, en el cual hubo una trama de corrupción, pues de $207 millones en que fue valuado inicialmente se estima que terminará superando los $700 millones.

En ese sentido, Lozano también es señalado de ser el asesor de Wellman, con quien han hecho negocios contratando empresas que no brindan servicios adecuados. Además, de querer haver contratos con empresas internacionales que espían a través de sus servicios informáticos.

Otro de los señalamientos, es que recientemente el TSE contrató a Daniel Isaias Salvador Fuentes y Tito Elias Salvador Fuentes, quienes habían sido parte de la institución y ahora entraron con una empresa privada para verificar el desarrollo del escrutinio final.

Dicha empresa, bajo el nombre de Gold Will Industrial Limited S.A. esta ligada al Magistrado Luis Guillermo Wellman Carpio designado por ARENA al cual le otorgó un contrato de $1,916,241.